Michael se degradó a tormenta tropical tras ocasionar dos muertos

El fenómeno natural dejó devastación en La Florida, Estados Unidos.

Michael se degradó a tormenta tropical en la madrugada del jueves, después de matar a al menos dos personas y destruir casas hasta los cimientos en el noroeste de Florida, donde tocó tierra el miércoles como huracán de categoría 4.

Según las autoridades, ha sido la tormenta más poderosa en golpear este estado del sureste estadounidense en años. Hasta ahora se ha confirmado la muerte de dos personas a consecuencia de Michael, que ha dejado a centenares de personas sin electricidad, destruido casas, vehículos, embarcaciones y carreteras y derribado árboles en el noroeste de Florida.

Hay “una fatalidad relacionada con el huracán”, dijo la noche del miércoles Olivia Smith, funcionaria del condado de Gadsden, sin dar detalles sobre la víctima.

El ojo de Michael tocó tierra firme cerca de Mexico Beach, un poblado a unos 30 Km al sureste de Panama City, cerca de las 17H00 GMT como un huracán de categoría 4 en el máximo de 5 en la escala Saffir Simpson, informó el Centro Nacional de Huracanes.

Para las 04H00 GMT del jueves, ya se había degradado a tormenta tropical mientras atravesaba Georgia, pero aún dejando caer cantidades torrenciales de lluvia y azotando la zona con vientos de unos 70 km/h.